Kit para tratar manchitas de tu piel

Las manchas de la piel (o hiperpigmentación) pueden tener diversos orígenes o causas.

En general, gran parte de ellas son problemas puntuales y se pueden atenuar o mejorar con algunos cosméticos que contengan ingredientes clave en su formulación. Sin embargo, cuando hablamos de piel, una evaluación médica siempre es fundamental para conocer su origen y así, el mejor diagnóstico y/o tratamiento puesto que la aparición de manchitas o cambios de coloración en alguna zona de nuestro cuerpo puede ser una señal o indicador de cómo está tu salud. Por lo tanto, si no es tratado de la manera correcta puede afectar de una manera más compleja.

 "Los melanocitos son células que se localizan en la epidermis y en los folículos capilares donde se encargan de dar pigmento a nuestra piel y pelo a través de un proceso llamado melanogénesis. A través de este, cada melanocito produce y entrega melanina a las capas superiores de la piel, volviéndose visible pigmentación. Sin embargo, cuando los melanocitos producen y entregan un exceso de melanina, la hiperpigmentación (manchas oscuras, se hacen presente).

La tirosinasa, una de las enzimas que participan en este proceso, determina con cuanta rapidez se produce la melanina y en cosmética, encontramos alguno inhibidores de esta enzima que actuarán un gran aliado"

Algunos factores externos que pueden alterar el proceso de producción de melanina (aumentando su producción) y en consecuencia dando lugar a manchitas no deseadas son; la exposición solar sin protección, cabinas de bronceado, inflamaciones/irritaciones e incluso las hormonas. 

Así que sea que tengas un tono disparejo, manchitas marrones por lesiones inflamatorias (acné por ejemplo), manchitas solares, entre otras donde la cosmética sí puede ayudar, la constancia y protección serán los pilares para conseguir resultados favorables.

¿Qué incluir en la rutina?

En el día, la clave es la prevención de daños por factores externos. Un suero antioxidante e inhibidor de tirosinasa como una vitamina C de ácido ascórbico o l-ascórbico pueden ser tu mejor opción. Si tu piel lo tolera, en el día sí es posible usar este ingrediente y su acción antioxidante/protectora será la predominante. Recuerda que si bien no foto sensibiliza tu piel, igualmente debes usar protector solar. Sin embargo, si tu piel es sensible, recuerda comenzar con aquellos porcentajes más bajitos (5%) un par de veces por semana.

Pero si te da un poco de temor ¡no te preocupes! la Niacinamida es un activo que no falla. Posee cualidades antioxidantes, despigmentantes (entre tantas otras) y muchas veces los productos que la incluyen, están enriquecidos con extractos u otros activos que hacen un combo perfecto de protección y vitalidad para piel. Aunque si de tono disparejo y manchitas se trata, presta atención al dúo Espino Amarillo + Niacinamida.

Finalmente -pero no por eso menos importante-, el protector solar es el paso que debe acompañarte SIEMPRE. No solo es clave para prevenir daños que estimulan el ciclo de hiperpigmentación, sino que también ayuda a proteger tu piel frente a otros activos o medicamentos que podrían sensibilizar tu piel. 

 Por otra parte, la rutina nocturna es un buen momento para aprovechar los inhibidores. Además de la vitamina C, la arbutina es perfecta para complementar tu rutina. Sin embargo, por las noches es cuando aquellos ácidos exfoliantes puedes darnos un empujoncito con la renovación celular y así, atenuar aquellas marcas que vemos en nuestra piel.

¿Con qué productos empezar?

¡Toma nota de nuestros recomendados!

Comentarios de 1

Hola, las manchas son mi gran problema, segun el dermatólogo son por el filtro azul, espero poder probar pronto estos productos!

Claudia Poblete noviembre 15, 2022

Deja un comentario